Escuela de Reiki Bioreiki Karuna Reiki y Respiración Multidimensional de José María Jiménez Solana
 

-CONSULTA

(previa reserva por mail info@reikijosejimenez.com

o en el telefono: 616489108)

 

La terapia Reiki puede ayudarle a afrontar cualquier tipo de enfermedad, trastorno o disfunción, especialmente:

-Enfermedades degenerativas

-Cáncer. Quimioterapia. Radioterapia

-Fibromialgias

-Angustia,  ansiedad,

-Depresión, estrés

-Crisis existenciales

-Dependencias y apegos

-Regresiones

-Anorexia,

-Acompañamiento en el tránsito .

-Separaciones, duelos, cambios,

-Pérdidas,

-Adicciones, dependencias.

 

LA SANACION ESPIRITUAL

-La mente y la sanación.

La mente del ser humano no es algo que esté en el cerebro, es una vibración determinada de su estructura energética que se extiende por todos los sistemas de la misma y por todas sus células, moléculas y átomos tanto en la dimensión física como en las dimensiones sutiles, la mental, la emocional y la espiritual, de forma que cada ser humano tiene una determinada vibración , su energía vibra en una determinada frecuencia que determina su nivel de conciencia, esta vibración es su mente.

Desde el punto de vista de la salud, el nivel de vibración de nuestra mente está relacionado con nuestra salud y con nuestro estado de sanación.

La sanación y la salud son una vibración que determina un estado de armonía somatopsiquica en el que el ser humano despliega su naturaleza multidimensional en toda su potencialidad y está libre de trastornos o disfunciones en cualquier nivel de su existencia. La sanación elimina o transmuta el origen de los trastornos para que no vuelvan a manifestarse.

Por ello nuestra sanación depende de un determinado nivel de vibración de nuestra mente y de nuestra estructura energética.

La PsicoNeuroInmunología (PSNI) estudia cómo afecta la mente en la salud y en la sanación.

Los Neuropéptidos son unas moléculas químicas que recorren el torrente sanguíneo y llenan todos los espacios intracelulares y responden en función de la vibración que reciben desde nuestra mente, por ello nuestro estado mental, emocional y espiritual determina nuestro estado de salud.

Los trastornos somatopsíquicos se producen por la somatización en el cuerpo físico de determinadas alteraciones sutiles producidas por emociones y sentimientos negativos (de baja frecuencia) como la ansiedad, el estrés, la depresión , la ira, la preocupación…que producen vibraciones inarmónicas que se reflejan y sienten todas las células del cuerpo y afectan al sistema inmunitario.

-El Reiki y la sanación multidimensional.

El Reiki es una práctica espiritual de sanación multidimensional que interactúa entre las tres dimensiones existenciales del ser humano:

A nivel espiritual: Canaliza directamente las frecuencias necesarias hacia nuestro Yo espiritual para mantenerlo en contacto con su origen indiferenciado en la Clara Luz.

A nivel mental: canaliza hacia nuestra mente las vibraciones necesarias para devolverle la frecuencia sanadora y mantener el contacto con el inconsciente, liberando al yo de las represiones a las que él mismo se somete para mantener el control cuando se ve inundado por la energía numinosa del yo superior y de los potenciales no egóicos del psiquismo.

A nivel emocional: Canaliza hacia nuestro núcleo emocional la energía necesaria para transformar las emociones negativas en emociones positivas y para mantener la ecuanimidad en nuestras emociones y sentimientos, evitando así que se transformen en bloqueos energéticos o emocionales que perturben el funcionamiento de nuestro sistema energético.

A nivel físico: Actúa directamente sobre la materia de nuestro cuerpo físico canalizando hacia los átomos, células, tejidos y órganos, determinadas frecuencias de la energía universal sanadora para que recuperen la armonía y sanen una determinada disfunción cuando ya ha sido somatizada en el cuerpo físico en forma de enfermedad.

Transmuta las vibraciones antes de que se manifiesten en las dimensiones inferiores y somaticen en el cuerpo físico.

-El Reiki actúa para nuestra sanación mediante de dos formas:

Mediante la terapia y la autoterapia.

Mediante las prácticas espirituales. La meditación, la oración, el altruismo, la compasión consciente.

Así el Reiki puede cambiar la química cerebral y la producción química de diferentes moléculas y fortalecer el Sistema inmunitario del paciente para que recupere su funcionalidad original.

 

 

El espacio sagrado

La sanación espiritual tiene lugar dentro del Espacio sagrado que no se trata de un espacio físico, sino de una vibración generada por el binomio terapeuta-paciente, que juntos forman una entidad energética con vida propia con su propio canal central, un espacio sanador que se constituye con la intención y la voluntad mutuas y la ayuda de sus guías y de todo el universo, es como un quirófano espiritual donde tiene lugar la sanación.

En el Espacio sagrado el terapeuta canaliza hacia el paciente una determinada gama de frecuencias de la Energía universal que irradian por su cuerpo físico y por sus cuerpos sutiles, iluminando sus zonas oscuras y sus sombras, armonizando los sistemas descompensados de su estructura energética, transformando sus emociones negativas en emociones positivas, sanando las tendencias kármicas que están obstaculizando su sanación, limpiando, transmutando, sanando, produciendo nuevas comprensiones y elevando su nivel de conciencia,  y poniéndolo en contacto directo con la Luz sanadora de la Energía universal del Creador.

El Paciente debe dejar atrás su identidad , su ego y su pasado junto con sus creencias limitadoras al conectarse con su Yo superior, con su Ser, con la Energía infinita y con la Conciencia infinita, para que su mente proyectiva, discriminadora y limitadora, deje de escribir el guión de su futuro como lo ha hecho hasta entonces, de forma que en este espacio sagrado se produzca una apertura consciente a la energía de la humildad y la entrega, en la que todos lo traumas, conflictos, sufrimientos y bloqueos del pasado sean aceptados, integrados y sanados, para que ya no tengan el poder de definir su presente. Mediante la aceptación consciente de este espacio sagrado sanador, el paciente deja de ser su historia pasada y renace a una nueva energía sanadora.

El Reiki disuelve y transmuta sus perjuicios, creencias y programaciones sobre la enfermedad, la vejez y la muerte, y esta nueva comprensión y la recepción de energía universal que conlleva son un proceso multidimensional en el que cada célula, átomo y partícula del paciente reciben esta nueva conciencia del espacio infinito, de la conciencia infinita y de La Clara Luz sanadora del Creador y se renuevan con ellas.

Así, el Sistema inmunitario se libera de sus limitaciones, bloqueos y condicionamientos y se abre de nuevo el paso hacia la sanación espiritual y multidimensional.

 

Advertencia

El Reiki es una práctica espiritual de sanación; en esta información no se afirma que el Reiki sane el cáncer u otras enfermedades, si no que aplicado adecuadamente, en determinadas ocasiones, puede mejorar el estado de salud del enfermo y ayudar a afrontar el cáncer y cualquier enfermedad.

 

 

 

inicio - el autor - libros - cursos - consultas - terapias - reiki y cáncer - información - cursos de reiki a distancia - programación - adquisiciones - contacto